PORVENIR - Este fin de semana se llevó a cabo la tradicional carrera automovilística del “Gran Premio de la Hermandad”, donde 207 pilotos recorren más de 800 kilómetros en dos días de competencia al fin del mundo, entre Porvenir y Río Grande, terminando este año en Porvenir.

A esta pasión fueguina por el rally, una carrera reconocida en todo Chile y Argentina, se le suma también un mensaje de protección y buentrato por las niñas y niños de nuestra región. Gracias al apoyo de la Asociación Deportiva Local Fueguina de Automovilismo (ADELFA), por segundo año consecutivo, el PPF Tomás Apóstol de Fundación Esperanza en Porvenir, hizo entrega de adhesivos a cada uno de los 207 corredores, quienes voluntariamente pudieron desplegar un mensaje por la protección y derechos de la niñez, y que los acompañó en su recorrido, en señal de compromiso y apoyo a la niñez. 

La entrega de los adhesivos se realizó previa la largada, en un ambiente de pasión y entusiasmo por la carrera, combinado con la promoción y concientización de la comunidad fueguina que participará en esta Edición 45 del Gran Premio de la Hermandad.

Agradecemos a la Presidenta de ADELFA, Tamara Valenzuela Ros, por hacer extensiva la invitación a pilotos, copilotos y auxilios de ésta nueva versión del Gran Premio de la Hermandad 2018, a participar de esta importante campaña sobre los derechos de la niñez.

 

 

 

Durante la tarde del día martes 7 de agosto, el equipo del PPF Tomás Apóstol de Fundación Esperanza firmó un convenio de cooperación con la empresa Nova Australis, a través del cuál se financiarán mejoramientos de las salas terapéuticas para los niñas, niños y adolescentes del centro, como también mejoras en la implementación de la sala de atención y trabajo con las familias. Este acuerdo se enmarca en los Fondos sociales concursables 2018 que lanzó por primera vez la empresa salmonicultora Nova Austral, a través de los cuales busca apoyar el financiamiento de proyectos de organizaciones sociales que favorezcan la búsqueda de soluciones a sus problemas. 

Carmen Sekulovic, directora del PPF Tomás Apóstol señala que ”este acuerdo para mejorar nuestro espacio terapéutico consiste en la implementación de materiales en el área de terapia ocupacional y la sala de atención familiar, a través de la compra de nueva indumentaria, como sillones y otros muebles, lo que va a ayudar a mejorar el proceso mismo de intervención en cuanto a la comodidad y la modernidad"

El PPF Tomás Apóstol, ubicado en Porvenir, es el centro más austral de la Red Sename en Chile, y único programa de nuestra institución en Tierra del Fuego. Son el equipo responsable de atender los casos de niñas, niños y adolescentes que han vivido situaciones de vulneración de derechos de mediana complejidad, en Porvenir, desde el año 2000. Gracias a este aporte, contarán con mejores condiciones para continuar con su labor que ya cumple 18 años en la comunidad fueguina. 

Con la firma de este acuerdo, Nova Austral manifiesta que su objetivo es "contribuir a elevar la calidad de vida de la población beneficiaria y al desarrollo de la comunidad, potenciando proyectos que fomenten la cultura, la vida sana, el deporte a través de sus diferentes disciplinas o que aporten a la resolución de problemas sociales".

NATALES - La Residencia Madre Teresa de Calcuta, de la ciudad de Puerto Natales, desde el cierre del Hogar Miraflores en Punta Arenas, se mantiene como única alternativa de acogida institucional para niñas, niños y adolescentes que viven situaciones graves de vulneración en la región de Magallanes. Pese a ser un centro residencial de vida familiar con cobertura comunal, ha tenido que abrir sus puertas a niñas, niños y adolescentes de Punta Arenas y Porvenir, y en algunos casos también aprender a lidiar con situaciones más delicadas, asociadas a complejidades de salud mental.

El desafío de ampliar su cobertura ha sido importante a lo largo del último año, y ha implicado también un desgaste interno para el equipo. Por la suma de estas situaciones, se ha conseguido, a través de la Municipalidad de Puerto Natales, gracias al Fondo Nacional del Desarrollo Regional (FNDR), el financiamiento necesario para la ampliación de sus dependencias. Esto será una mejora importante en la calidad de vida de las niñas, niños y jóvenes que ahí viven. 

En vista de ello, durante la semana pasada se realizó un concurso al interior de la Residencia, donde todas y todos fueron invitados a dibujar las mejoras que quisieran para su casa. ¿Cómo sería su Residencia ideal? 

Las niñas y niños cuentan que les gustaría a través de estas imágenes:

 

"Un quincho para celebrar fechas especiales del hogar"

"Me gustaría que la sala de estudio fuera más grande, y una mesa para hacer las tareas más cómodas"

 

Y también "una sala de entretención y de ejercicios",  "una cancha con pasto sintético", y "una entrada al hogar más linda"

PUNTA ARENAS - Como ya es tradición, la Mesa del Buen Trato de Magallanes está organizando su campaña mensual por la infancia, y durante la mañana de este día lunes 06 de agosto convocó a su primer punto de prensa, junto a las autoridades de los servicios públicos que acogen esta iniciativa. Si bien agosto es conocido por el día del niño, es importante recalcar que se conmemora la promulgación de la Convención Internacional de los Derechos del Niño, y su ratificación en Chile el día 14 de agosto de 1990. 

 

La Mesa del Buen Trato por la Infancia de Magallanes es una red de instituciones y organismos comprometidos con promover el buen trato como una forma esencial de relacionarnos y proteger a nuestra niñez. Entre quienes conforman la Red, Huga Barría, director de la Oficina de Protección de Derechos (OPD) de Punta Arenas comenta: "Este mes visualizado en el marco de la convención internacional de los derechos del niño, y además en el marco del buen trato. La campaña mensual busca sensibilizar a la comunidad adulta sobre acciones bientratantes para con la infancia y la adolescencia”. 

Mario Miranda, director (s) del Servicio Nacional de Menores en Magallanes, indica que la temática del buen trato es una política que el Servicio intenta promover hace mucho tiempo:""Para nosotros es importante relevar el relacionarnos en ambientes bien tratantes. Eso sin duda nos va a ayudar a prevenir situaciones de graves vulneraciones de derecho. La importancia del buen trato no sólo radica en los cuidados más específicos de los niños que han sufrido graves vulneraciones de derecho, sino en todo ámbito en donde un niño, niña o adolescente se relaciona. Por ejemplo en promover acciones de participación donde a ellos se les escuche, sean tomados en cuenta y se le consideren sus derechos. Eso es un ámbito de buen trato, un contexto bien tratante"

Fabian Mella, Seremi de Justicia y Derechos Humanos, también se hizo presente en la actividad, reconociendo la importancia del buen trato como forma de prevención de las vulneraciones, maltrato y abuso: "Este mes se enmarca en diversos temas de maltrato a las que se pueden ver expuestos los menores, y todas esas formas de maltrato son las que nosotros tenemos combatir generando justamente un buen trato hacia los niños, niñas y adolescentes, en materia de educación, en material de salud, en materia familiar. Por lo mismo es muy importante la labor que realizan de manera preventiva las Oficinas de Protección de Derechos, comunales, provinciales, y la labor del Servicio Nacional de Menores. Esta es una tarea que nos convoca a todos. Creemos que este mes debe potenciarlo aún más, los niños tienen que ir siempre primero.”

Fundación Esperanza se suma, como cada año, a las actividades para este mes, con sus equipos del PIB Fundación Esperanza, PPF Josafat y Centro Ainen, como parte del equipo organizador; y también con la Oficina de Protección de Derechos, desde Puerto Natales; y el PPF Tomás Apóstol desde Porvenir. 

En Chile son miles las niñas y niños que necesitan una familia temporal que les brinde protección y afecto. El programa Familias de Acogida Especializada es una alternativa de colocación familiar que busca cuidar a niñas, niños y adolescentes que son retirados de sus hogares porque en ellos viven situaciones de vulneración, maltrato o abuso. Segun cifras del SENAME, el 77% de los niños y niñas menores de 3 años en cuidado alternativo está en residencias. Sólo un 23% de los niños y niñas menores de 3 años está en programa de familia de acogida. 

Esto es relevante porque durante los primeros 3 años de vida, el cerebro desarrolla el 90% de su tamaño adulto y desarrolla las estructuras que serán responsables del funcionamiento emocional, conductual, social y fisiológico para el resto de la vida. Las condiciones de las residencias, como la rotación de personal, la constante llegada de niñas y niños nuevos, hacen imposible que se generen los lazos y la estabilidad para que este desarrollo cerebral ocurra.

Por lo mismo, desde el año 2006 en Chile se establece una política que busca la desinternación de los niños menores de seis años. El mensaje es que todos los niños deben “desinstitucionalizarse” como modelo ideal, y ya no depender de residencias u hogares de niños y niñas del Sename, pero la realidad sigue siendo que las alternativas no son suficientes. El déficit de familias de acogida para recibir de manera voluntaria y temporal a niños que han sido vulnerados, y el poco consenso entre los actores del sistema de protección en cuanto a quienes deben asumir los cuidados de estos niños, fueron las principales falencias detectadas por especialistas de UNICEF (2013) para efectivamente lograr una desinternación de los niños y niñas de nuestro país.

 

Si queremos cambios a un sistema que maltrata, y a instituciones que no están funcionando para proteger a quienes lo necesitan, depende también de que estemos dispuestos a promover alternativas. Los beneficios de acoger a una niña o niño que lo necesita son muchos. 

¿Quién estaría dispuesto a abrir las puertas de su hogar y ser una Familia de Acogida? 

BENEFICIOS DE ACOGER:

  • Minimiza los efectos de la separación de la familia (de particular importancia en niños menores de 6 años)
  • Facilita la reparación del daño del que fueron víctimas, permitiéndole al niño/a ejercer sus derechos en un ambiente familiar afectivo y protector.
  • Brinda al niño/a la posibilidad de aprender formas positivas de relacionarse con otros.
  • Contextos similar
  • es al familiar favorecen un desarrollo sano (físico, cognitivo, lenguaje, social, emocional).
  • Es la modalidad para acoger a lactantes, por cuanto se sabe que, a esta edad, la satisfacción de las necesidades afectivas y de apego son fundamentales para un desarrollo físico y psicológico sano.
  • Acoger a un niño/a es una oportunidad para brindar cariño, protección y educación a quien más lo necesita, además de convertirse en una experiencia positiva y de crecimiento para la misma familia.
  • La relevancia de que un niño, niña o adolescente pueda ser acogido por un entorno familiar, a diferencia de ser derivado a una institución o residencia, recae en la posibilidad de mantener un entorno similar al que se quiere reparar. A partir de ello se plantea que hay una gran diferencia para el desarrollo emocional de un niño que tenga vínculos de apego específicos y un espacio que le brinde seguridad.


** Del 77% de los niños institucionalizados, con sólo un 14% de ellos se está en trabajo de acercamiento familiar, que consiste en restablecer el contacto con la familia de origen o la familia extensa.